ENTREVISTA| Exeuroparlamentario de Izquierda Unida Javier Couso: «Hay un intento de ciertos sectores de EEUU de sustituir el gas ruso por el estadounidense»

Durante su conferencia anual ante la prensa, el presidente de Rusia, Vladímir Putin, respondió a las preguntas sobre la crisis del gas que se está viviendo ahora en el continente europeo y sobre el papel que juega el país euroasiático en esta situación.

Sputnik conversó con el exeuroparlamentario de Izquierda Unida Javier Couso sobre la responsabilidad que podrían tener los países europeos, así como la Unión Europea en su conjunto, por los problemas de suministro de gas de las últimas semanas.

— Putin dice que el problema lo ha creado la UE y son ellos los que deben solucionarlo. ¿Es así? ¿Nos lo hemos creado nosotros?

— Sí, nos lo hemos creado nosotros por todo el diseño político subalterno en primer lugar de Estados Unidos, que desde el principio ha utilizado a la Unión Europea y a la OTAN para que no haya un espacio común ni comercial con Rusia, que hay que recordar que es el primer suministrador de energía y de gas a Europa y por otro lado por una Unión Europea que tiene una clara disposición neoliberal en la cual priman los mercados por encima de la planificación de los sectores básicos y estratégicos como es la energía.

Por lo tanto, hemos visto el intento incluso reformista y nada revolucionario de algunos países del sur, entre ellos España, de mutualizar la compra de gas, hacer reservas estratégicas, y los países llamados frugales presionan a las economías del sur. Yo creo que son dos vertientes de un mismo problema creado siempre por una dirección política y económica de la Unión Europea.

— Putin aseguró que Gazprom suministra todo el volumen de gas que los compradores le solicitan y dijo que está al tanto de las acusaciones sobre la suspensión del tránsito por el gasoducto Yamal-Europa y que Gazprom no reservó el tránsito para los últimos dos o tres días porque las compañías de Alemania y Francia, entre otros países, que compran gas, «no habían presentado pedidos de compra por esta ruta». ¿Es así?´

— Yo creo que hay que profundizar más, porque hay un intento por parte de ciertos sectores de Estados Unidos de sustituir el gas que suministra Rusia por el gas estadounidenses de todo el producto del fracking y es cierto que tiene que haber una diversificación de cualquier país o de lo que es la Unión Europea, que no sabemos muy bien lo que es, si es una federación o confederación [se ríe], tiene que haber diversificación en tus fuentes de energía.

Rusia, con Gazprom, ha sido un socio totalmente fiable a pesar de lo que digan los grandes medios occidentales empeñados en esta campaña que cada día se acerca más a una guerra real que pueda haber con toda la expansión de la OTAN y el golpe de estado en Ucrania, las tensiones en el mar del norte y todas las que estamos presenciando en la actualidad. Todas ellas tienen el intento de que no haya una colaboración entre el espacio geopolítico europeo en el que Rusia es un vecino fundamental.

Creo que todos los intentos de desacreditar a Gazprom o a Rusia como un socio poco fiable en materia de energía o acuerdos comerciales son una pura operación política surgida por think tanks y de los servicios secretos occidentales.

— Putin también dijo que Alemania, que es su mayor comprador de gas en Europa, revende el gas de Rusia a otros países europeos. ¿Crees que el problema real es que Alemania se ha montado su propio negocio lucrándose con el gas de Rusia?

— No tengo muchas nociones sobre este asunto. Puede ser. Pero bueno, yo soy de un país donde la mayoría de nuestros suministros de gas vienen por parte de Argelia, pero no me extrañaría, porque en esta economía de casino en el que prima los intereses de las grandes empresas que Alemania pueda utilizarlo para venderlo, pero realmente no me pronunciaría al respecto porque no tengo suficiente información.

— Ha asegurado también que sin la subida de tipos se habría producido en Rusia una situación similar a Turquía, ¿estás de acuerdo?

— No se ha producido, por lo tanto la comparación con Turquía es medianamente clara. La intervención del Banco Central ruso ha supuesto una medida que ha ayudado a que la inflación desorbitada que estamos viendo con la lira turca no esté pasando ahora mismo con el rublo.

La posición de Putin con respecto a la crisis del gas en la UE

Durante su tradicional rueda de prensa anual, el presidente ruso destacó que los socios europeos de Gazprom revenden el gas comprado a Rusia a los precios al contado, lo cual causó un fuerte repunte en su precio para los destinatarios finales.

Así mismo, Putin desestimó las acusaciones sobre la supuesta suspensión del tránsito por el gasoducto Yamal-Europa e insistió en que Gazprom no lo reservó para «los últimos dos o tres días». La razón por la que Gazprom no suministró el gas por estas rutas fue el hecho de que Alemania y Francia, junto con otros países que compran este gas, simplemente no hicieron pedidos de compra por esta ruta. De hecho, Putin subrayó que Gazprom es la única compañía del mundo que está aumentando las exportaciones de gas.

«Gazprom suministra todo el volumen de gas que le solicitan los compradores», aseveró el mandatario.

Según el presidente ruso, la verdadera causa del déficit de gas en Europa radica en que las autoridades de la UE «atemorizan» a sus compañías extractoras de hidrocarburos y no invierten lo suficiente en este sector.

«Los problemas que los europeos han creado por sí solos deben ser resueltos por ellos mismos», sugirió el mandatario ruso.

«Han comenzado a bombear gas en dirección contraria, este es el problema».

Putin también destacó el uso que se le dio a la tubería entre Alemania y Polonia, pues su operadora estuvo transportando el gas ruso desde el oeste hacia el este durante varios días. De tal modo, si el gas se bombea de reverso, «¿cómo se le puede suministrar de anverso?», preguntó el mandatario.

Además, recordó que Alemania recibe el gas ruso en vigor de contratos a largo plazo, razón por la cual paga un precio que es de tres a siete veces más bajo que si se pagara al contado.

«Al revender 1.000 millones de metros cúbicos, uno puede ganar más de 900 millones de dólares. ¡Esto es un negocio!», exclamó el líder ruso.

Y no es para menos, pues Alemania es el mayor comprador del gas ruso en Europa, y este año Rusia ha suministrado un 10% de volumen adicional —unos 5.600 millones de metros cúbicos—. Ahora, Berlin revende parte de este gas, e incluso lo envía de vuelta por las tuberías, explicó Putin durante la rueda de prensa.

Fuente Sputnik

Deja una respuesta

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.