Organizaciones humanitarias movilizadas para ayudar a Filipinas tras el paso de ‘Rai’

El azote el tifón ‘Rai’ ha dejado al menos 375 muertos y más de 480.000 desplazados en provincia del centro y el sur de Filipinas e incalculables necesidades humanitarias a las que ahora intentan responder agencias de Naciones Unidas y ONG, por ejemplo para brindar refugio, alimentos o agua potable a quienes lo necesitan.

«Necesitamos toda la ayuda que podamos conseguir», ha reclamado el ministro de Obras Públicas, Roger Mercado, que ha advertido de que en algunas zonas han sufrido daños incluso los centros habilitados para los evacuados. «Algunas personas duermen junto a la carretera», ha dicho a la cadena ABS-CBN.

En la provincia de Bohol, donde han fallecido unas cien personas, el gobernador, Arthur Yap, ha confirmado que se están registrando saqueos, si bien «por ahora la situación está controlada». «Pronto será Navidad, por favor, apiadáos de las víctimas del tifón», ha lamentado, según la agencia de noticias DPA.

Daños por el tifón 'Rai' en la provincia filipina de Surigao del Norte
Daños por el tifón ‘Rai’ en la provincia filipina de Surigao del Norte – PHILIPPINE COAST GUARD / XINHUA NEWS / CONTACTOPHO

El vicepresidente, Leni Robredo, ha apelado también a la solidaridad internacional tras visitar las zonas afectadas, para que no haya personas que «celebren la Navidad sin nada para comer, sin un lugar donde vivir y sin esperanza».

Entre las organizaciones que se han movilizado ya para enviar suministros están el Programa Mundial de Alimentos (PMA) y el Fondo de Naciones Unidas para la Infancia (UNICEF), que estima que 845.000 niños necesitan ayuda urgente. La representante de UNICEF en el país asiático, Oyunsaikhan Dendevnorov, ha prometido que trabajarán «intensamente», ya que «muchos niños pasarán las vacaciones sin un techo en el que refugiarse, hambrientos, con frío y angustiados».

‘Rai’ –conocido también como ‘Odette’– está considerado el tifón más devastador de 2021 en Filipinas y sus estragos son comparables al de ‘Hayan’ en 2013. «No hemos visto una destrucción así desde entonces», ha dicho el subdirector de operaciones de la Organización Internacional para las Migraciones (OIM), Ugochi Daniels.

«Es descorazonador ver a las comunidades que se preparaban para las vacaciones perderlo todo porque el tifón se ha llevado sus casas y su sustento en cuestión de segundos», ha señalado Daniels, en un comunicado en el que ha recordado que sigue habiendo decenas de desaparecidos.

Por su parte, la responsable del equipo de emergencia de Acción contra el Hambre, Noelia Monge, ha llamado a actuar ya «si no queremos que la emergencia crezca y evolucione a un problema de salud», lo que pasa por distribuir alimentos, rehabilitar el acceso a agua y saneamiento, ofrecer refugio y atender las necesidades sanitarias que puedan surgir.

Fuente Europa Press

Deja una respuesta

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.